lunes, 29 de agosto de 2016

Clasificación de las fracturas vertebrales

No es difícil encontrarse informes radiológicos en los que se cataloga como "acuñamiento" una fractura vertebral cuya morfología no se corresponde con dicho apelativo. Es por ello que aportamos la clasificación morfométrica de Genant, la cual no sólo diferencia fracturas en función de su morfología sino también del grado de pérdida de altura del soma vertebral. 

http://radiologyspirit.blogspot.com.es/2010/07/grading-of-vertebral-wedge-fracture.html

domingo, 21 de agosto de 2016

Roturas meniscales con desplazamiento 3: roturas radiales completas con desplazamiento

Una rotura de la raíz meniscal es un tipo de desgarro de menisco que afecta a su punto de unión anterior o posterior con la meseta central de la tibia. A menudo tienden a ser roturas radiales que se extienden a través de la raíz.

Aunque existen diferentes mecanismos etiológicos implicados, suele tener una naturaleza crónica. Este tipo de desgarro suele asociarse a roturas del ligamento cruzado posterior. 

En RM, evaluaremos este tipo de rotura en las secuencias ponderadas en T2. 

- En sagital, los bordes meniscales se pueden separar, apareciendo un espacio sin menisco, lo cual define el  signo del menisco ausente o del menisco fantasma.

https://www.researchgate.net/figure/235397764_fig3_Fig-3-MRI-image-showing-a-'ghost-sign'

- En coronal, las roturas de la raíz meniscales se asocian a menudo con la extrusión del menisco más allá del margen de la meseta tibial. Una extrusión del menisco de más de 3 mm se asocia a menudo con roturas que implican la raíz del menisco.

 
http://eorif.com/meniscal-tear-s83209a-8360

sábado, 6 de agosto de 2016

Tipos de atelectasia pulmonar

https://www.mja.com.au/journal/2006/184/6/middle-lobe-syndrome-pulmonary-manifestation-primary-sj-grens-syndrome

La atelectasia pulmonar se produce por una inflación reducida de la totalidad o parte del pulmón. Existen diferentes tipos de atelectasia clasificables en función de diferentes variables a considerar. 

Según su mecanismo etiopatogénico, se puede encontrar: 
  • Atelectasia adhesiva: se produce cuando existe un déficit de surfactante, lo cual impide que el pulmón pueda expandirse.
  • Atelectasia cicatricial: la pérdida de volumen se debe a la formación de tejido cicatricial en el espacio intersticial. Pueden observarse en la tuberculosis y en otros procesos inflamatorios crónicos que afecten al pulmón.
  • Atelectasia compresiva: existe una lesión ocupante de espacio itnrapulmonar que impide al pulmón expandirse adecuadamente.
  • Atelectasia obstructiva: Es el tipo más frecuente de atelectasia. Se produce por la reabsorción del aire alveolar distal a una obstrucción de vías aéreas mayores o de pequeña vía aérea, con la consecuente disminución del volumen pulmonar.
  • Atelectasia pasiva: la presencia de patología del espacio pleural como el derrame o neumotórax produce un efecto masa que impide la correcta expansión pulmonar. 
Según su extensión:
  • Masiva: produce un colapso completo de un pulmón. 
  • Lobar: afecta a un lóbulo pulmonar. 
  • Segmentaria: afecta a un segmento pulmonar. 
  • Subsegmentaria: ocupa menos de un segmento pulmonar. 
Según su morfología:
  • Lineal: es un área focal de atelectasia subsegmentaria con una configuración lineal, y que casi siempre se extiende hasta la pleura. Es comúnmente horizontal pero a veces oblicua o vertical. El espesor de la atelectasia puede variar desde unos pocos milímetros a más de 1 cm. La atelectasia lineal también se conoce como discoide o atelectasia en forma de placa.
  • Redonda: colapso pulmonar de morfología redonda asociada que se asocia con una pleura fibrótica invaginada y con un engrosamiento fibrótico de los septos interlobulares. En la mayoría de las ocasiones es consecuencia de un derrame pleural exudativo inducido por el asbesto y la cicatrización pleural que conlleva. No obstante puede ocurrir en cualquier enfermedad que asocie fibrosis pleural.
Según su patrón de calcificación:
  • Calcificación lineal.
  • Calcificación discoide.
  • Calcificación en forma de placa.

Ecografía Doppler de la vena porta (entrada antigua revisada)

El sistema venoso portal transporta sangre desde los intestinos y el bazo hacia el hígado. La vena porta comienza en la unión de las venas esplénica y mesentérica superior que convergen en una zona posterior al cuello pancreático, terminando en el hilio hepático y dividiéndose en una rama portal derecha y otra izquierda, que irrigan el correspondiente lóbulo hepático. 

Diámetro de la vena porta:

En un individuo sano, el diámetro de la vena porta no excede los 13 mm durante la respiración tranquila en decúbito supino, medido en el punto en el que la vena porta cruza por delante de la vena cava inferior. En estas circunstancias, un diámetro mayor sugiere la existencia de una hipertensíon portal, con una alta especificidad pero con baja sensibilidad. 

Dirección y velocidad del flujo portal: 

En una persona sana, el flujo portal es hepatópeto, es decir, hacia el hígado durante todo el ciclo cardiaco. 


La velocidad media del flujo portal es de 15 a 18 cm/s, aunque el intervalo de valores aceptados como normales es amplio (15-40 cm/s). La velocidad del flujo depende de la actividad cardiaca y de la respiración, lo que da una apariencia ondulada al registro de la onda portal.



Hipertensión portal:

Al presentarse una hipertensión portal, puede disminuir la velocidad de flujo portal y desaparecer las fluctuaciones de la velocidad. A medida que progresa esta hipertensíón portal, el flujo de la porta se vuelve bifásico (anterógrado y retrógrado) o incluso se puede producir una inversión del flujo (flujo hepatófugo). En estos casos, en ocasiones se puede observar una inversión concomitante del flujo de la vena esplénica.



En los casos en que la hipertensión portal es secundaria a una insuficiencia cardiaca derecha, es posible hallar pulsaciones en el registro Doppler. 


Arteria hepática:

En condiciones normales, el 70% del flujo sanguíneo que irriga el hígado llega por la vena porta, dependiendo sólo el 30% de la arteria hepática. Cuando una cirrosis origina una hipertensión portal, puede producirse un aumento compensatorio en el flujo de la arteria hepática. En estos casos, se observará una arteria hepática aumentada de calibre y con una velocidad de flujo aumentada en la ecografía Doppler.

Características de la evaluación con ecografía doppler color de la hipertensión portal:

  • Aumento del diámetro de la vena porta.
  • Aumento menor del 20% del diámetro de la vena porta durante la inspiración profunda o menor del 50% en las venas esplénica y/o mesentérica superior.
  • Pérdida del patrón ondulatorio de la onda espectral de la vena porta.
  • Tendencia al aplanamiento de la onda espectral de la vena porta.
  • Aumento de la velocidad del flujo en la arteria hepática.
  • Índice de pulsatilidad de la arteria hepática menor a 0,2.
  • Flujo portal hepatofugo.
  • Aumento del diámetro de la arteria hepática.
  • Índice de aceleración de la arteria hepática cercano a 1.
Fuente:
- McNaughton DA, Abu-Yousef MM. Doppler US of the liver made simple. Radiographics. 2011;31:161-88.
- Villa Velásquez H y Mantilla Suárez JC. Ecografía doppler del sistema venoso portal hepático. Med UNAB. 2006; 9: 128-37.