domingo, 9 de marzo de 2014

Cystic masses of the breast (II)

A) Quistes simples: son las masas más comúnmente observadas en las mamografías y resultan de la ectasia de los conductos galactóforos terminales. La mamografía muestra típicamente una imagen radiopaca redondeada u oval, de bordes bien definidos. Es habitual que sean múltiples y que varíen de tamaño en las exploraciones sucesivas. Se ha de hacer una ecografía para confirmar los hallazgos encontrados en mamografía. 


Proyección oblicua de la MI, donde se observa una lesión redondeada, bien definida en CSE.

En RNM son hipo o isointensos con respecto al parénquima mamario en la secuencia T1 con supresión grasa, mostrando una señal muy hiperintensa en T2. Los quistes simples no captan contraste; no obstante, su periferia puede hacerlo si existe una reacción inflamatoria periquística.

Son clasificados como BI-RADS 2 y la paciente es devuelta al programa de screening, si por edad le corresponde.

La punción-aspiración de los quistes puede ser realizada si la paciente está sintomática o si el quiste impide una adecuada compresión en la mamografía. La muestra obtenida no suele ser enviada para su análisis citológico, a no ser que la muestra tenga un aspecto hemático o si el paciente así lo solicita.


B) Quistes complicados: se trata de lesiones líquidas que presentan ecos internos de bajo nivel, un nivel líquido-líquido o líquido-detritus en su interior.


Ecografía de lesión anecoica con ecos internos, en relación con quiste complicado.


RNM, en secuencias T1 tienen una señal intermedia o alta (debido al contenido proteináceo o a los productos de degradación de la sangre), siendo la señal en T2 variable dependiendo del contenido.

Los quistes complicados son clasificados como BI-RADS 3 debido a que tienen una baja probabilidad de evolucionar a malignidad (0,2%).

Las aspiración del contenido o el seguimiento a corto plazo son decisiones terapéuticas aceptables.

C) Quistes complejos: son lesiones líquidas que presentan un engrosamiento de pared o un componente sólido, tal como engrosamientos nodulares murales o tabiques de más de 0,5 mm.

Fuente: Hines N, Slanetz PJ, Eisenberg RL. Cystic masses of the breast. Am J Roentgenol. 2010; 194 (2): W122-33.



No hay comentarios:

Publicar un comentario