jueves, 12 de octubre de 2017

Clasificación de Keros

La de Keros es una clasificación sobre la profundidad de la fosa olfatoria, en relación con la altura de la lamela lateral. Dichoreceso olfatorio contiene nervios olfativos y una pequeña arteria. Se distingue tres tipos: 

  • Tipo 1:  profundidad de 1-3 mm (26.3% de la población).







  •  Tipo 2: 4-7 mm (73.3%).
     
     
     
  • Tipo 3: 8-16 mm (0.5%).
















El tipo 3 se relaciona con una lámina cribriforme más delgada y que está más expuesta a posibles daños por traumatismo, erosión tumoral, erosión por LCR (hipertensión intracraneal benigna) y cirugía (cirugía nasal local o descompresión orbitaria).

Además de la evaluación de la profundidad de las fosas olfatorias se debe evaluar la presencia de asimetría del techo etmoidal, más comúnmente observada en los pacientes con Keros tipo II, y que representa un aspecto significativo en los estudios tomográficos y debe incluirse en la descripción rutinaria de los informes tomográficos, considerando la implicación significativa de estas estructuras en las cirugías nasales endoscópicas.




Fuente:
- Ale Souza S, Ale de Souza MM, Idagawa M, Borri Wolosker AM, Aron Ajzen S. Computed tomography assessment of the ethmoid roof: a relevant region at risk in endoscopic sinus surgery. Radiol Bras. 2008;41:143-47.

- González Rosado GD, Agüero Miranda E, Alva López LF. Relación de la profundidad y morfología del techo etmoidal por Tomografía Computarizada con patología del seno etmoidal y/o frontal. Anales de Radiología México. 2006;2:147-52.
Radiopaedia.org

domingo, 1 de octubre de 2017

Tipos de demencia II: demencia vascular

- Es uno de los tipos de demencia más frecuentes,a cierta distancia de la Enfermedad de Alzheimer. No obstante, es muy frecuente la coexistencia de ambas. Tanto es así, que es más frecuente que se dé una "demencia mixta" en lugar de una demencia vascular pura.
- Existen dos mecanismos de daño vascular: la patología de "vaso grande" o demencia multiinfarto y la de "vaso pequeño" o subcortical. Por norma general, los infartos del hemisferio izquierdo tienen más importancia de cara al desarrollo de la demencia. 
- Clínicamente, es característico el inicio súbito de la demencia con progresión escalonada, asociando alteraciones motoras. La HTA es un factor de riesgo para esta enfermedad, debido a que se relaciona con una aterosclerosis de las arterias perforante que produce una isquemia crónica de la sustancia blanca periventricular.
- Por imagen, va a ser especialmente importante identificar las zonas estratégicas en las cuales un infarto puede ser responsable del deterioro cognitivo y que son: hipocampo, tálamo medial, núcleo caudado y lóbulo parietal derecho. De forma característica, en TC y RM observaremos infartos corticales, lacunares y leucoaraiosis (áreas parcheadas, confluentes, hipodensas en la sustancia blanca periventricular acompañadas de un pseudocrecimiento del sistema ventricular provocado por una disminución en el volumen de la sustancia blanca).

Escala de calificación visual de Fazekas basada en imágenes de TC y MR de un mismo paciente. Grado 1, lesiones focales; grado 2, inicio temprano de lesiones confluentes; grado 3, lesiones confluentes con afectación difusa de un lóbulo, con o sin afectación de las fibras en U subcorticales.

Aunque la RM es una técnica más adecuada para su estudio, se debe contar con una secuencia T2, puesto que la secuencia FLAIR puede pasar por alto los infartos talámicos. Las secuencias T2* con eco de gradiente también son importantes dado que esta es la demencia que asocia mayor incidencia de microsangrados (< 5mm; hasta dos tercios de los casos). 

http://stroke.ahajournals.org/content/42/3/656
  
La angiopatía amiloide se considera una forma cortical de la enfermedad de "pequeño vaso". Se relaciona con la edad y produce una demencia progresiva. Por imagen se manifestará como una hemorragia (causa más frecuente en pacientes normotensos), con microhemorragias y microinfartos corticales, produciendo también una alteración de la señal de la sustancia blanca. 



Fuente: Frisoni G, Scheltens P, Galluzzi S, Nobili F, Fox N, Robert P, et al. Neuroimaging tools to rate regional atrophy, subcortical cerebrovascular disease, and regional cerebral blood flow and metabolism: consensus paper of the EADC. J Neurol Neurosurg Psychiatry. 2003; 74: 1371-81.

domingo, 24 de septiembre de 2017

Tipos de demencia I: Enfermedad de Alzheimer

En esta entrada abordaremos los principales tipos de demencia en nuestro medio, así como los hallazgos radiológicos fundamentales que nos pueden guiar de cara a establecer un diagnóstico de sospecha. 

Enfermedad de Alzheimer:

- Es el tipo de demencia más frecuente. Su prevalencia aumenta con la edad. Los pacientes de menos de 65 años constituyen sólo el 10% de los afectados. Existen formas familiares de la enfermedad, siendo en estos casos más probable encontrar pacientes de menor edad. 

- Clínicamente, esta enfermedad produce un deterioro de la función cognitiva en relación con la pérdida progresiva de neuronas y sinapsis. Suele iniciarse con una pérdida aislada de la memoria. Para su diagnóstico se requieren criterios clínicos y patológicos. 

- En cuanto a su presentación radiológica (TC, RM), en los estadíos iniciales de la enfermedad se produce una atrofia cortical difusa. Pasado un tiempo, se puede detectar una atrofia más acusada a nivel de los lóbulos temporales mediales, especialmente en el hipocampo, cirunvolución parahipocampal, el córtex entorrinal y la amígdala.  Además, también puede existir afectación de la corteza parietal y del cortex cingular posterior. 


http://hipocampoysusfunciones.blogspot.com.es/2015/

La TC es una técnica útil para medir la anchura del asta temporal del ventrículo lateral y, por ende, para valorar la atrofia temporal. Para dicha medida, es necesario adquirir el estudio en el plano orbitomeatal. 

Espesor mínimo del lóbulo temporal medial: la medida se toma en la región del giro parahipocampal, donde la porción entre los aspectos anterior y posterior del tronco encefálico es más delgada (flechas blancas). Ancho radial del cuerno temporal: la medida es la distancia entre dos líneas paralelas dibujadas tangencialmente a la punta de los cuernos temporales donde su anchura es máxima (flechas rojas). Lado derecho, persona anciana no demente; lado izquierdo: Enfermedad de Alzheimer.
Es posible realizar un cociente entre la anchura radial del asta temporal y el diámetro biparietal, siendo sugestico de Enfermedad de Alzheimer al obtener valores de 0.038 o superiores. 

Por su parte, la RM debe ser valorada en el plano coronal, siendo una buena opción optar por secuencias potenciadas en T1 y paralelas al eje del troncoencéfalo. Frisoni et al propusieron que una medida del asta temporal de 6,5 mm en RM sugería una Enfermedad de Alzheimer leve, mientras que una medida de 7,2 mm orientaba a una fase avanzada de la enfermedad. El lector puede hacerse una idea de los diferentes grados de atrofia del lóbulo temporal a traves de la siguiente escala visual:

Escala visual de Scheltens para la valoración de la atrofia del lóbulo temporal medial: 0 = ausente, 1 = mínimo, 2 = leve, 3 = moderado y 4 = grave. (B) Ancho del cuerno temporal.

Fuente: 

- Frisoni GB, Beltramello A, Weiss C, Geroldi C,Bianchetti A, Trabucchi M. Linear measures of atrophy in mild Alzheimer disease. AJNR Am J Neuroradiol.1996;17: 913-23.
- Frisoni G, Scheltens P, Galluzzi S, Nobili F, Fox N, Robert P, et al. Neuroimaging tools to rate regional atrophy, subcortical cerebrovascular disease, and regional cerebral blood flow and metabolism: consensus paper of the EADC. J Neurol Neurosurg Psychiatry. 2003; 74: 1371-81.

sábado, 16 de septiembre de 2017

Tipos de desviación del tabique nasal

En la presente entrada presentamos una ilustración que muestra los diferentes tipos de desviación del septum nasal que pueden encontrarse, atendiendo a su morfología. 


lunes, 11 de septiembre de 2017

Clasificación de Salter-Harris

Aportamos una tabla que expone de forma gráfica la clasificación del cartílago de crecimiento de Salter-Harris. 

https://residenciasalcalamahora.wordpress.com/tag/fracturas-en-ninos/

domingo, 10 de septiembre de 2017

Clasificación etiológica de la escoliosis

A continuación presentamos una tabla que muestra los diferentes tipos de escoliosis, atendiendo a su etiología. Dicha tabla ha sido obtenida del artículo de Kim et al., que ya utilizamos como fuente en una entrada previa y cuya lectura recomendamos encarecidamente. 


 
Fuente: Kim H, Kim HS, Moon ES, Yoon CS, Chung TS, Song HT. Scoliosis Imaging:  What Radiologists  Should Know. Radiographics. 2010;30:1823-42.

Variantes normales del labrum



http://www.radiologyassistant.nl/en/p4f49ef79818c2/shoulder-mr-anatomy.html

 

  • Receso sublabral: en función de la forma en que el labrum superior se inserte en el cartílago glenoides, podemos encontrar tres tipos. 
    • Tipo I: no existe hendidura/receso entre el labrum y la glena.
    • Tipo II: pequeño receso. 
    • Tipo III: receso amplio. 
http://roentgenrayreader.blogspot.com.es/2011/11/superior-sublabral-recess.html
  •  Foramen sublabral: variante presente en un 11% de la población. Se trata de una área de despegamiento normal del labrum.
Foramen sublabral (flecha blanca). Ligamento glenohumeral medio (cabeza de flecha negra). Fuente: Researchgate.
  • Complejo de Buford: presente en un 1.5% de los individuos. Se relaciona con una hipoplasia del labrum anterosuperior que, a su vez, se acompaña de una hipertrofia compensadora del ligamenteo glenohumeral medio.
Complejo de Buford con hipertrofia del ligamento glenohumeral medio (flecha).

sábado, 2 de septiembre de 2017

Sistemática de lectura de una radiografía lateral de raquis cervical

Exponemos de forma breve una propuesta de sistemática para la lectura de la radiografía lateral de raquis cervical.

1. Un protocolo estandar para el estudio de la columna cervical debería incluir no sólo una proyección AP y lateral de la misma, sino también una proyección transoral de la apófisis odontoides. En primer lugar, se debe valorar todos los cuerpos vertebrales cervicales, incluyendo C7 y también T1. Si esto no fuera posible por la interposición de la cintura escapularo la dificultad del paciente para cooperar, se puede optar por realizar una proyección del nadador  o una TC de la columna cervical.

2. Se ha de identificar los espacios intervertebrales, objetivando si existe una disminución o aumento de su altura.

3. Otro aspecto importante que muchas veces es omitido es la valoración de las partes blandas prevertebrales en la radiografía simple. Su grosor no debe ser superior a los 5 mm por delante de las vértebras C1-C3 ni mayor de 20 mm en el resto. 

4. Valoración de la alineación. Para ello, es útil valorar cuatro líneas paralelas que son, de anterior a posterior, la vertebral anterior, vertebral posterior, espinolaminar y espinosa posterior, tal y como se aprecia en la siguiente imagen. 

https://calsprogram.org/manual/volume2/Section10_XraySkills/03-XraySk2CerSpineXrayInterp13.html

5. Evaluación del espacio atloaxoideo, midiendo la distancia entre la cara posterior del arco anterior de C1 y la cara anterior de la apófisis odontoides. Dicho espacio no debe medir más de 3 mm en los adultos y 5 mm en los niños, y su ensanchamiento es sugestivo de una lesión del ligameto transverso del atlas.

viernes, 1 de septiembre de 2017

Clasificación de las fracturas de odontoides.

Exponemos a través de una ilustración los tipos de fracturas de la apófisis odontoides, basándonos en la clasificación propuesta por Anderson y D'Alonzo. Hay que recordar que la tipo II se considera la única inestable. 

http://emedicine.medscape.com/article/1267150-overview